Última hora

Encélado, tiene todas las claves para albergar vida

Ilustración artística de la sonda Cassini pasando cerca de Encélado.
NASA


La complejidad de los elementos químicos encontrados en una de las lunas de Saturno "está más allá de las expectativas", afirman los autores de una nueva investigación.

Encélado, una de las lunas de Saturno, reúne todos los ingredientes clave para albergar vida, según lo recoge nuevo estudio publicado en la revista Nature este 27 de junio.

Científicos del Instituto de Investigación del Suroeste (EE.UU.) han encontrado que grietas en la superficie helada de Encélado emiten moléculas orgánicas ricas en carbono. Los organismos complejos emanan del océano de agua líquida que yace debajo de la superficie de la luna.

La presencia de estas moléculas convierte a la luna en "el único cuerpo al margen de la Tierra que simultáneamente satisface todos los requisitos básicos para albergar vida", comentó el coautor del estudio, Christopher Glein.

Para confirmar la presencia de moléculas orgánicas complejas en Encélado, los investigadores analizaron datos de espectrometría de la sonda Cassini, que orbitó Saturno durante casi dos décadas hasta que el año pasado se estrelló de manera deliberada contra la superficie del planeta.

En 2015, cuando Cassini pasaba junto a Encélado, el aparato detectó hidrógeno molecular dentro de unas emisiones de la luna. Otros vuelos cerca del objeto celeste demostraron que alberga un océano líquido masivo debajo de su superficie.

Investigadores destacan que el hidrógeno es el elemento que en la Tierra 'alimenta' con su energía a los microbios que viven cerca de los respiraderos hidrotermales.

"Una vez es identificada una posible fuente de alimento para los microbios, la siguiente pregunta es: ¿cuál es la naturaleza de los compuestos orgánicos complejos en el océano? Este trabajo representa el primer paso en esa comprensión: ¡la complejidad de la química orgánica [de Encélado] está más allá de nuestras expectativas!", destacó el autor principal del estudio, Hunter Waite.

No hay comentarios